NFT son las siglas en inglés de Token No Fungible. Con no fungible nos referimos a propiedades únicas que no pueden ser intercambiadas, a diferencia del dinero, por ejemplo.

Para que lo entendáis mejor, si le sacas una foto a la Mona Lisa de Da Vinci, es probable que la foto quede perfecta, pero jamás será como el cuadro original.

Los NFT son un activo “inimitable” en el mundo digital que puede ser comprado y vendido como cualquier otro tipo de propiedad, pero son intangibles.

¿Cómo funcionan?

Ya que hemos empezado a hablar de obras de arte, continuamos con el mismo ejemplo. Las obras de artes son únicas, de ahí su valor, pero los archivos digitales pueden ser duplicados con facilidad varias veces.

Con el NFT el arte puede ser tokenizado para crear un certificado digital de propiedad que puede ser vendido o comprado y jamás duplicado, ya que es mantenido por miles de computadores alrededor del mundo.

Valor en los videojuegos

Los NFT están empezando a usarse dentro de la industria de los juegos y están dando mucho de que hablar. Decentraland es una plataforma de realidad virtual creada sobre blockchain. Los usuarios pueden comprar terrenos virtuales y construir sobre ellos para obtener tokens MANA.

Al contrario de otros juegos, como Minecraft o Skyrim, Decentraland no es propiedad de la desarrolladora, sino de los jugadores, en el que todo es gobernado por los propios usuarios.

Estamos hablando de que el videojuego es gobernado económicamente por los usuarios, pudiendo vender sus terrenos a otras personas y generar ingresos. Decentraland hace uso de la blockchain para demostrar la propiedad de una parcela, sin posibilidades de falsificación.

Otro ejemplo son los juegos de cartas, como el Magic: The Gathering, donde cartas como el Black Lotus (carta diseñada en 1993 en la beta) está valorada en 42.000 dólares. Los NFT te proporcionan esa verificación de origen de la carta donde podrás guardarla durante años y ser propietario de algo con mucho valor.

El futuro de los juegos

Durante muchos años los videojuegos han sido y siguen siendo puro entretenimiento, pasando de pixeles a gráficos hiper realistas y envolventes donde prácticamente te da la sensación de estar dentro de él. Pero todo esto no ha hecho más que empezar, y con las nuevas tecnologías las posibilidades aumentan. Cada vez más son las compañías interesadas en estas criptomonedas y NFT, donde ya han salido a la luz varios proyectos. Sin duda alguna, los juegos son una apuesta de futuro.

Todo esto no ha hecho nada más que empezar, y la verdadera dificultad estará en no convertir tu entretenimiento en algo puramente económico y que llegue a ser frustrante. Solo queda esperar a que los desarrolladores empiecen a mostrar todo el potencial de los NFT. La mecha ya se ha encendido.

agosto 6, 2021

¿Te gustó este artículo?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}